Édgar Teixeira: "La sub-15 tiene la competencia para aprender" - FDM

SELECCIÓN PERUANA SUB 15

La selección peruana sub-15 terminó su gira internacional por Uruguay y Argentina, donde enfrentó cinco partidos amistosos pensado en el Sudamericano de la categoría a jugarse en Bolivia.

Es por ello, que FDM conversó con Édgar Teixeira, el entrenador nacional sub-15, sobre su balance luego de esta competencia y otros puntos dentro de la formación de los jugadores.

¿Qué análisis ha sacado luego de esta gira?

Esta gira por Uruguay-Argentina es la más exigente que hay. Nosotros lo tenemos claro, con las distintas categorías y te invita a crecer mucho, por la diferencia que existe, desde la infraestructura de cada club, la exigencia de su torneo local. Hay jugadores muy buenos en estas categorías, trabajan muy bien en menores y son potencias. Partiendo de ahí, la competencia nos obliga a sacar lo mejor de nuestros jugadores, algunos crecen muchos, otros no logran superar la expectativa, debido a la exigencia. Seguimos evaluando eso, quiénes tienen carácter y puedan asumir la responsabilidad de representar al país. Aquí no se trata de venir, jugar y ver cuánto queda el partido. Tratamos de ver qué tanto podemos plasmar nuestra idea de juego. Esta categoría sub-15, es una categoría, en el cual, los objetivos pasan por utilizar la competencia como un medio para aprender y podemos decir que en eso; ha sido muy productivo.

En Uruguay, el primer tiempo del primer partido no se plasmó la idea de juego que nosotros tenemos, hubo algunos puntos que debimos de corregir para la segunda mitad, lo llegamos a corregir y en esa segunda etapa se mostró otra dinámica en el juego; una dinámica totalmente distinta, el partido se hizo bastante parejo, perdimos 2-0. En el primer gol del primer tiempo, nos superaron, la diferencia creo que pudo ser mayor. En el segundo tiempo, el encuentro estuvo parejo, me pareció demasiado el gol recibido. Nosotros estuvimos más cerca del empate que ellos del segundo. Pero, esto es fútbol y no siempre pasa lo que uno siente que puede pasar en el partido.

En el segundo amistoso, ya con la experiencia vivida en el primer encuentro. Haciendo conscientes a los chicos de saber a lo que se enfrentan y lo que nosotros buscamos, que es plasmar nuestra idea de juego. Se vio un juego parejo, disputado y se compitió. Es cierto, que se perdió 2-1; empezamos ganando 0-1, nos sancionaron un penal, que no estoy seguro que haya sido, nos voltearon el partido. En cuenta a plasmar la idea nos dejó tranquilos en Uruguay.

Contra Racing, fue un encuentro para darle minutos a los que menos minutos habían tenido. Nosotros tenemos claro que tenemos un grupo que está más cerca para la competencia, que tenemos que invitarlos a crecer. Así que en ese desarrollo, jugamos contra un rival que tranquilamente le pones una camiseta de selección y compite en un Sudamericano, un equipo muy duro, con funcionamiento, muchas automatizaciones; esa es la ventaja que te da tener a los jugadores día a día en un club. Nos sirvió bastante para ver a algunos juveniles y que vayan alcanzando el nivel de competencia. Jugar contra un club siempre es más difícil, sabemos la calidad de jugadores que tienen el fútbol argentino.

En relación a Argentina, ellos plantean los partidos como muy amistosos. En el primer tiempo del primer partido juega un grupo, para el siguiente tiempo, juega otro grupo. El nivel de estos equipos es de que un error y te convierten, esa es la gran diferencia que tienen, la jerarquía. En el segundo tiempo, el desgaste de la gira misma, hizo que algunos jugadores bajen el rendimiento y con un equipo fresco se notó una diferencia notable, se notó una superioridad a nosotros. Tuvimos buenos momentos de asociaciones, nos faltó jerarquía en las oportunidades que generábamos.

El segundo partido quedó 0-0, fue muy duro para los dos. Plantemos conociendo al rival, a pesar de que hicimos todas las variantes en el segundo tiempo, siguió parejo, pudimos ganarlo. Pero, como análisis y evaluación, realmente es muy bueno porque en todo momento se notó lo que nosotros queremos; un equipo ordenado, con fútbol, que recupera bien la pelota y que hace daño.

El balance general, es que vamos encontrando el once ideal y vamos sumando jugadores. Somos un equipo que necesita darle más minutos al resto del plantel para tener un plantel competitivo. Tenemos un equipo que va a complicar a cualquiera, será un equipo competitivo.

¿Cómo han asimilado la competencia internacional?

Ellos saben que hay una diferencia enorme, porque lo viven, porque todos los fines de semana juegan en Perú y cuando salen a jugar con la selección sienten la exigencia con los jugadores. Es otro el tiempo y espacio para decidir jugar, los que son veloces en el torneo local pasan a ser jugadores promedio a nivel internacional y sienten esa ventaja que pueden tener acá no la tienen afuera. Así lo asimilan, siendo conscientes que son duros, pero también son conscientes que están en una etapa que los va a llevar a enfrentar de la mejor manera al sudamericano y los sudamericanos que vengan como sub-17, sub-20. Este es el inicio de las selecciones y ellos lo tienen claro, nosotros se lo ponemos así y esperamos que vayan desarrollando. Siempre con tranquilidad, de nosotros a ellos para que puedan desarrollarse.

Más allá del resultado, ¿cuál cree que fueron las falencias?

Hay de todo: técnica, táctica, pero la principal diferencia es la física. Ellos cuentan con un universo de jugadores potentes en todas sus líneas y puestos, y eso lo puedes ver en todas las categorías, incluso en la mayor. Hay una diferencia física importante, mínima técnica, pero, sí juegan a otro tiempo y espacio con una posición mucho más real y exigente, con jugadores que tienen jerarquía; esa es la principal diferencia que hay, sin embargo, es una diferencia que se va a acortando con el trabajo que venimos haciendo y esperamos que se acorte más todavía hasta noviembre y que cuando esta categoría sea sub-17 estemos de igual a igual con los demás en una categoría que no solo será de desarrollo, sino de competencia. Estos jugadores que serán sub-17, estarán peleando un cupo al Mundial, eso lo tenemos claro. Estamos en un proceso de selecciones, este es el inicio de lo que va a venir más adelante.

¿Cómo se encontraba el ambiente del plantel durante la gira, por los resultados adversos que se obtuvieron?

A todos los incomoda perder, pero yo como cabeza del comando técnico tengo clarísimo en qué etapa de la selección están y trato de que ellos sepan en qué etapa están. Les hago una línea de carrera y este es el inicio a nivel internacional. Así que ellos, espero que sean más conscientes y partiendo de ahí, de qué somos, de quiénes son los rivales, empieza la propuesta de cómo competimos, cómo tenemos que crecer, cómo tenemos que sumar. Lamentablemente no hace bien los comentarios de la gente, gente que no sabe, que no entiende esto; sin embargo, le pedimos que lean, porque ni siquiera leen, no saben lo que escriben. Así que, partiendo de ahí, les decimos (a los jugadores) que nos escuchen a nosotros, que vean y comparen que estamos a otro nivel de competencia y que, con trabajo y esfuerzo, es la única manera de ir acortando distancias. En ese sentido, los resultados no son los mejores, porque duele todos queremos ganar, somos conscientes de que empezamos de abajo en el inicio de selecciones y muchas veces se notan en los mayores cuando jugamos a nivel internacional en una Libertadores o Sudamericana, se nota la diferencia, sino, que la gente olvida muy rápido.

La selección mayor viene de clasificar a un mundial y ser subcampeón de América, ¿siente que los chicos tienden a tener presión por los logros de la mayor?

Que la selección mayor gane a todos nos cae bien porque ese es el final del proceso. Los jugadores de la sub-15, inician el proceso de selecciones y la mayor a diferencia de nosotros tiene una competencia para ganar, la competencia de la mayor es para ganar. Te marco la diferencia de nuevo: La sub-15, tiene la competencia para aprender; la sub-17, para competir y; la sub-20 hacia adelante, para ganar. Nosotros hacemos nuestro trabajo donde nos toca, para que cuando estos chicos que hoy son sub-15 llegan a la selección mayor lleguen con una cantidad de partidos que los han llevado a sacar lo mejores de ellos para estar preparados a competir de igual a igual a nivel internacional y clasificar a un Mundial; ese es el objetivo que nosotros tenemos, sentimos y tratamos de trasladárselo a los chicos. Así que, en lugar de ser una presión, te da una tranquilidad saber de que todo lo que viene haciendo ahora da sus frutos.

¿Qué amistosos o competencias se viene para la sub-15?

Tenemos un cuadrangular en Brasil; nos vamos a enfrentar al anfitrión, Uruguay y Bolivia, son 3 partidos (23, 25 y 27 de setiembre). Después de eso, vamos a recibir en octubre a Paraguay en Lima y luego de eso, ya estamos yendo al Sudamericano.

¿En qué situación quedó sobre los chicos que juegan en el extranjero?

A los jugadores del extranjero que vinieron, los hemos evaluado, sabemos lo que pueden dar, tenemos ahí el informe y sobre el final decidiremos si conviene o no traerlos para el torneo. Son jugadores que no podemos estar trayendo todas las semanas, sabemos qué tienen y qué nos pueden dar y los comparamos con lo que nosotros tenemos. Sobre el final veremos si se hace su convocatoria.

¿Siente que la preparación al Sudamericano es el correcto?

Definitivamente, nosotros tenemos una estructura, mucha experiencia; yo tengo más de 20 años de técnico de fútbol dedicado a menores, me ha tocado estar en colegios, academias, clubes profesionales y clubes que no lo son, que utilizan la competencia como deporte y tengo mucha experiencia en selección, he sido parte del comando técnico de la sub-17, sub-15, sub-20; así que, conozco bien lo que hago muy encomendada por Daniel Ahmed, la verdad que he aprendido mucho de él y tenemos un comando técnico muy importante en todas las áreas, profesionales de primer nivel, tenemos un muy buen trato como profesionales y amigo, el tener un buen ambiente de trabajo hace que podamos disfrutar y sacar lo mejor de cada uno. Los jugadores están bien rodeados, el crecimiento es notorio, hay una diferencia marcada que ellos mismo lo notan y nos lo hacen saber. Estamos seguros que estamos haciendo un buen trabajo, del proceso que hemos iniciado y de los resultados que van a haber. Este es un trabajo de largo tiempo.

¿Seguirá observando jugadores o se mantendrá con el universo de juveniles que ya han sido convocados por los microciclos?

Tenemos un grupo de scouting a nivel nacional e internacional, además, mi comando técnico siempre sale a ver partidos, yo mismo también salgo a ver partidos, me voy a ver encuentros de Oro, Plata y Aspirantes, he estado en todas las canchas, he visto a todos los clubes yo mismo me he dado ese tiempo, me he cruzado muchas veces con ustedes en los campos, así que deben de ser testigos de lo que te digo. Voy a seguir viendo hasta el final porque siento que todos merecen ser vistos, también hago seguimiento a jugadores que no vienen a entrenar con nosotros pero que los tengo referidos; hay algunos que han regresado a la selección después de haber tenido microciclos, porque siempre estamos viendo y evaluando su desarrollo. Tenemos chicos como Agurto, de Piura que ha viajado ahora con nosotros, que estuvo al inicio, dejó de estar un buen tiempo y ahora ha regresado; el chico Diego López de Cantolao, que también estuvo varios microciclos al principio y hoy ha regresado a esta gira porque hemos visto su evolución en su club y tenemos varios nombres de jugadores que seguimos viendo. Si algo tengo que decirle a los jugadores que hoy no están en los microciclos es que sigan esforzando, tratando de sacar lo mejor de ellos porque en cualquier momento pueden ser convocados; eso es lo que les puedo decir, además, esto no acaba acá, viene una sub-17, sub-20, así que en ese sentido estén tranquilos.

Foto de portada: Federación Peruana de Fútbol.

Categoría
Autor
Gonzalo Santiago Landacay